"River es sinónimo de inclusión e integración" Marcela Belviso, entrenadora del equipo de natación adaptada, dio detalles sobre la actividad que lleva adelante en el Club.

  • Compartir

Marcela Belviso, entrenadora del equipo de natación adaptada de River, dialogó con el Sitio Oficial, se refirió a los logros del 2017 y a los proyectos para la nueva temporada y destacó que el Club se encuentra a la vanguardia en inclusión social.

¿Qué te dejo el 2017 con respecto a la competencia, a lo personal y a lo social?
Fue un año intenso, el cual arrancó muy duro para mí, pues por diferentes problemas no pude acompañar en su primera competencia internacional a mis pequeños gladiadores, como yo los llamo. Estoy muy orgullosa de ellos, yo estaba segura de que realizarían un buen torneo en San Pablo. De hecho, a los 12 riverplatenses que representaron a la Selección correspondió al 36% del medallero argentino. Sin embargo, me hubiese gustado estar allí para brindarle mi apoyo y mostrarle lo importante que era llegar a esa instancia, no solo alcanzar una medalla era lo primordial. El año continuó difícil para mí por problemas de salud, sin embargo las actividades del equipo continuaron normalmente con mi asistente, Fernando Sablich. Participamos en certámenes nacionales e internacionales, destacando las buenas actuaciones de Florencia de la Vega, Iñaki Basiloff y Axel Daraio. En especial nuestro atleta olímpico Guillermo Marro, de quien soy su entrenadora desde que tenía 15 años, hoy con 34 de edad seguimos juntos, trabajando codo a codo. Cerramos el año con la participación de Diana Valentini en los Juegos Olímpicos de Turquía para sordos, como también la de Iñaki Basiloff en México, con una competencia muy dura en la altura. Fue un año con un balance positivo.

¿River es un proveedor de nadadores para la Selección?
Sí, en estos días hay una nueva convocatoria de la Selección Nacional en el CeNard y, de 12 nadadores convocados, siete pertenecen al equipo de River. Eso indica que trabajamos en forma consecuente y muy duro para generar un gran semillero para eso. Estoy feliz de ver cómo crecimos en River, gracias también al apoyo de la dirigencia del club, con buena predisposición para la difusión de la actividad. Hoy tenemos una gran renovación del equipo con chicos de 9 y 10 años que están nadando muchísimo, quienes ellos nuestro futuro.

¿Qué diferencia hay entre un entrenador de natación adaptada y convencional?
La diferencia es la siguiente: un entrenador convencional tal vez sólo ve resultados, sin embargo mi actividad me enseñó no sólo a ver resultados sino también logros y esfuerzos de los chicos, quienes consiguen posicionarse a ellos y al deporte adaptado socialmente. Estoy convencida de que River es un monstruo en cuanto al trabajo social e inclusivo que realiza, son pocos los clubes en el mundo que poseen la infraestructura adaptada y la verdadera inclusión con los socios. Tuvimos un gran crecimiento: River comenzó en el año 2003 con cuatro nadadores y hoy somos más de 26. Crecimos en lo deportivo con muchas medallas internacionales, pero lo más importante es lo social e inclusivo.

¿Estamos en la buena senda de la inclusión e integración?
Sí, en River tenemos la natación adaptada, entrenamos y competimos con nuestros pares, pero también nos entrenamos y competimos con los nadadores convencionales, con sus mismas reglas para todos. De esta manera estamos fomentando la natación inclusiva. Aquí, no nos importa el resultado para nosotros sino la competencia en sí. Eso es lo que queremos remarcar en nuestro Club y difundirlo al mundo: la inclusión y la integración deportiva y social.

¿Cuál es tu mayor anhelo para este año?
Mi mayor anhelo es poder incorporar en la Selección Nacional la mayor cantidad de nadadores para los Juegos Sudamericanos de fin de año, como también poder sumar la mayor cantidad posible de atletas en el primer escalón del equipo, o sea los más chicos del equipo. Si bien estamos muy conformes con las convocatorias que recibimos, seguimos evolucionando en los entrenamientos.
Pero nuestra cabeza está más allá, o sea para el próximo mundial y para Tokio 2020. Lo importante es seguir en la senda de concientizar a la sociedad acerca de que las personas con discapacidades no tienen diferencia con el resto, como también seguir apoyando y fomentando en ellos personas independientes.

Por Horacio Theunynck

Galería de fotos

Noticias Relacionadas

10/08/2018 Plata en España
06/08/2018 Medallistas en el Provincial
06/08/2018 River, dueño del Superclásico
01/08/2018 Bronce en Canadá