Perrone: "Estamos todos alineados" El entrenador de la Séptima División dialogó con el Sitio Oficial y se refirió al proyecto infanto-juvenil.

  • Compartir

Por: Rubén Sagarzazu


Se llevan jugadas cuatro fechas del segundo torneo de Divisiones Inferiores organizado por la Superliga. El primero se disputó el semestre anterior y desde ese entonces, Gabriel Perrone dirige a la Séptima División. Se lo nota muy a gusto y metido en el mundo de formar jugadores para que puedan llegar a la Primera División. Y a medida que transcurre la charla se va soltando y tira conceptos más que interesantes, para conocer un mundo del fútbol que cada vez va cobrando más importancia para los clubes, que es formar los planteles de Primera con jugadores de la cantera y así evitar salir a comprar valores afuera.

Y en el arranque explica cómo está su división: “Estamos bien. Terminamos haciendo un muy buen semestre, no clasificamos a las finales por un punto y un gol. Yo estoy conforme con los chicos, porque venían de ser campeones en Octava División. No es fácil repetir ese nivel y están en una edad difícil, con 15 o 16 años empiezan a tener una vida distinta”.

¿En cuáles aspectos?
A hacer cosas de adolescentes. A ponerse de novios, salir con los amigos, el tema sexual. Y con todo eso se dispersan un poco. Y es una edad justa con el paso de la Séptima a la Sexta, donde empezás a perfilarte para poder llegar a jugar en la Reserva y definirte como jugador. Las exigencias y el trabajo es distinto y los entrenadores te empiezan a mirar de una manera distinta.

¿Teniendo en cuenta todo esto cómo ves al grupo?
Hay chicos muy preparados, muy inteligentes, de buenas familias. Eso es muy importante en lo humano y en lo futbolístico, hay jugadores con muy buena técnica y juegan en grupo. El año pasado lograron el campeonato de esa forma y así pudieron mostrar todo su talento individual. Lo mejor es que pueden seguir mejorando.

¿Qué cosas les vas puliendo y agregando individualmente a su juego para que lleguen bien a la Sexta y estén en condiciones de pegar el salto a la Reserva?
Hay que estar encima de ellos en el día a día. Tanto en lo futbolístico, como en lo físico y disciplinario. Y la educación juega un papel importante, porque sin ella todo cuesta más. Si hay buen régimen educativo, el chico se forma mejor y entiende más rápido todo.

Tenés muchos jugadores en la Selección Sub-17. Eso habla bien de las condiciones individuales.
Sí. Están Gómez, Palavecino, Simón, Vera. También en su momento fue convocado Esteban Fernández. Eso demuestra que hacen bien las cosas acá en River.

¿Estos chicos tienen potencial para estar en Reserva o llegar a Primera?
Yo creo que sí. En este caso, los cuatro o cinco que son convocados a la selección juvenil tienen un potencial enorme, para en un futuro jugar en River y seguir por el camino de las selecciones. Y muchos de los que componen el plantel también.

Además de la parte técnica e individual que es importante, les trasmitís toda la experiencia que tuviste como jugador en River y también cómo técnico de Primera.
Es complementario. Pero va todo atado de la mano. Es necesario que se den cuenta de que este juego a medida que pasan los años se pone más exigente y competitivo, porque en Octava y Séptima todavía se juega a la pelota. Después los rivales ya empiezan a planear los partidos más tácticamente y estratégicamente. Y hay que estar preparado para eso. Acá se les inculca el buen juego, pero los vamos preparando para que empiecen a ver cómo es el mundo profesional que se les viene.

Y viendo todo ese mundo, ¿cómo está el proyecto de Gallardo?
Bien, sobre todo cómo está la apertura que hay con los coordinadores y el cuerpo técnico de Primera, eso es fundamental. Yo la semana estuve charlando y viendo los entrenamientos con Gallardo y Hernán Díaz. En la que me quedaron cosas muy positivas. Destaco la humildad que tiene el cuerpo técnico de Primera y la apertura que tienen para que nosotros sepamos que ellos están pensando en el fútbol juvenil. Que ven los partidos y están al tanto de todo lo que sucede. Para todos los que estamos en las Inferiores es una motivación que obliga a superarnos. En mi caso me gustó mucho la charla. Hoy poder sentarse a charlar con uno de los mejores técnicos del momento y que tenga esa predisposición, lo mismo que Hernán Díaz. Y que traten de bajar una línea de juego e inculcar el proyecto. Y saber que estamos todos alineados, es bueno.

Es bueno que te den lugar y te escuchen.
El diálogo y la interacción son muy importantes entre las personas que estamos en el tema. Eso optimiza el proyecto y soluciona muchas cosas rápidamente. Y hace que los objetivos se puedan cumplir. Que ellos vengan a ver los partidos en vivo y en directo, cuando tienen tiempo, es lo que más te gratifica. Y más a los chicos, que saben que el técnico de la Primera toma nota de todo lo que ellos muestran. Además, que ven todos los partidos porque los filmamos. Yo les digo que así como yo superviso el trabajo de ellos, el técnico de la Primera y todos los de arriba supervisan mi trabajo y saben quién es cada uno de ellos y cómo juegan. También Gabriel Rodríguez, Gustavo, Grossi y Hernán Díaz.

¿Juegan igual que la Primera?
A mí lo que me quedó claro en la charla con Gallardo es que los chicos lleguen a Primera con la mayor cantidad de fundamentos posibles. Lo más completo que se pueda. La idea de juego de River es innegociable. Después, los sistemas tácticos en Primera División pueden ir variando y se sabe que las exigencias son otras. Y el resultado pasa a ser importante, pero la idea es la misma.

¿Cómo estás en esta esta etapa cómo técnico de Inferiores?
Estoy contento, muy conforme. Me siento a gusto, el grupo de trabajo es muy bueno. El grupo de jugadores es excelente y me siento como en mi casa.

¿En cuánto crees que dará frutos el proyecto?
En un tiempo. Y los momentos, hay unos más propicios que otros. River está obligado a ganar siempre y eso también condiciona. No es lo mismo poner un chico en Primera acá que en otro club del fútbol argentino. River siempre fue un equipo que promovió jugadores de su cantera. Que fueron jugadores brillantes y de elite. A eso apuntamos en este proyecto. Para no tener que traer jugadores de afuera.